Opinion

-¿Más seguro un revolcón que la liturgia?

.

GPS / Columna

jueves, 27 agosto 2020 | 05:00

-La mentira del plantón en Palacio Nacional

-El informe ad hoc con el Covid

-Cae en la movida bombero-regidor

Primero se autorizó, de facto y sin que nadie dijera nada, el funcionamiento de la prostitución que el de las iglesias. Inaudito en el manejo de las actividades dentro del semáforo naranja. La comparación no tiene parangón.

Parece de risa y se toma a burla. Pero los practicantes de religiones y cultos se lo toman muy en serio, por la importancia de la ayuda espiritual en estos momentos de incertidumbre.

Los moteles y las zonas donde se practica el viejo oficio funcionan como si nada, bajo principios de prevención del Covid, si es que en las artes amorosas puede controlarse eso.

Paradójicamente, a las iglesias no se les permite oficiar misa, a pesar de que se han presentado planes de contingencia, que incluye bancas de aislamiento, uso de cubrebocas, sanitización del espacio y gel antibacterial. Pero nada ha logrado convencer a la Secretaría de Salud que dirige el economista sin cédula profesional, Eduardo Fernández Herrera.

Parece, desde el punto de vista de la autoridad, más seguro un revolcón que la celebración de una liturgia. 

Al extremo han llegado las cosas, que en Juárez se negó la representación estatal del gobierno a recibir la petición con más de ocho mil firmas.

La Comisión Estatal de Derechos Humanos lenta ante la petición de los grupos evangélicos, que no comprenden la resistencia a permitirles funcionar cuando el semáforo federal lo autoriza con ciertas limitaciones que evitan aglomeraciones.

Eso sí, el oficio más antiguo cuenta con la protección, complicidad y benevolencia estatal.

 *** 

Poco sorprende la ceguera del gobernador Javier Corral. Si alguien ha evadido dar la cara ante y por los productores ha sido precisamente él.

Reaparece ahora para romper y criminalizar la lucha social, porque no hay nada nuevo en su enclenque planteamiento. Pura retórica.

Lo único cierto es que ha desatado persecución feroz. Mandó la fuerza pública para desalojar a los agricultores de su manifestación en Palacio y en las casetas mientras dictaba órdenes desde Ciudad Juárez.

La caseta en Saucillo se mantuvo tomada en virtud de las mujeres de los agricultores que hicieron cadena humana.

Sin calidad moral alguna, cae en contradicciones mil. Dijo que no aceptaría intermediarios y es lo primero que hace.

Andrés Manuel López Obrador no le toma el teléfono ni de chiste en las últimas 48 horas. Ha perdido su capacidad de diálogo, por el doble juego en que está envuelto.

Ahora hasta chiapanecos con sombrero y botas ve en las manifestaciones de los campesinos chihuahuenses, pero no presenta evidencia alguna.

En el fondo son los agricultores y su presión los que lo hicieron reaccionar y no los responsables de módulos que ayer lo acompañaron en Palacio, a donde regresó después de diez días de ausencia.

Impone una agenda a los productores, obligándolos a permitir el desfogue de 40 millones de metros cúbicos adicionales, cuando las presas no dan para más y la sequía está muy anunciada.

Está la presa Las Vírgenes al 38 por ciento de su capacidad, apenas cuenta con 135 millones de metros cúbicos y le quiere extraer 40. Es criminal. Puro azolve va a dejar.

De los dientes para afuera habla de que nadie puede ser obligado a lo imposible, mientras es comparsa con Conagua para salvar lo que le queda de credibilidad, a costillas de los chihuahuenses.

El montaje no convence a nadie. Sabe bien Corral, porque le encanta la Ciudad de México, que es una burla decir que se va a llevar el mini split, cuando la temperatura está para chamarra.

Anunciar un plantón frente a Palacio Nacional, incluso dormir ahí en el Zócalo, es otra falacia. Cuando lo hicieron los alcaldes y fueron gaseados, guardó silencio sepulcral cómplice.

Sus luchas sociales son en avión y en hoteles de lujo con green de preferencia. La caravana por la dignidad fue un abuso en el uso de recursos.

Trata de enjugar el dedo en la boca de los ciudadanos, en la comodidad que otorga el ejercicio irresponsable del poder.

 *** 

Como era de esperarse el segundo informe será rendido por la alcaldesa Maru Campos de manera virtual a través de redes sociales.

No hay en lo inmediato condiciones para hacerlo de manera presencial, con motivo de la contingencia por Covid.

Será entregado el lunes siete de septiembre a la una de la tarde al cabildo mediante el recinto oficial zoom, muy socorrido en los últimos tiempos.

 

 *** 

En el Departamento de Bomberos de la ciudad traen un alboroto porque fue atrapado en plena movida sospechosa uno de sus elementos, sólo identificado como Juan Manuel M. A. 

En la Estación 1 de la corporación hace unos días el bombero fue sorprendido con botas, cascos y herramientas de los valientes tragahumo, lo que pretendía sacar a escondidas del lugar de trabajo.

Lo anterior se supo gracias a que los mandos empezaron a notar la ausencia de varios de los instrumentos al hacer inventario de una bodega donde se almacena el equipo utilizado por el Departamento de Bomberos. 

Ante las sospechas decidieron poner una trampa a ver si sorprendían a quien se estuviera llevando cosas “prestadas”. Y vaya que se llevaron una sorpresa cuando se dieron cuenta de quién era el angelito que, con el pretexto de estar muy bien apalancado en el ayuntamiento, había tomado como propios los bienes públicos. 

Por ello fue que de inmediato lo pusieron a disposición de Asuntos Internos de Seguridad Pública Municipal, a fin de que fuera procesado por las irregularidades. Sin embargo a los pocos días se supo que no hubo proceso alguno contra el elemento.

La indignación de los heroicos bomberos estriba en que al pilluelo lo reubicaron en otra dependencia, pues aseguran que Juan Manuel es nada menos que el regidor suplente del panista Juan José Abdo Fierro, presidente de la Comisión del Deporte en el cabildo.

Eran esas influencias las que tenían inflado al bombero-regidor, lo que seguramente se repetirá en la oficina municipal a la que haya sido reubicado.