Opinion

-Protesta contra Aras con todos de vacaciones

.

GPS / Columna

martes, 28 diciembre 2021 | 05:00

-Que ahora sí estará listo el elefante blanco de FCPyS

-Peor en Covid el 2021 y lo que falta

-Un “cariñito” de auto que salió muy caro

Los afectados por Aras están convocando hoy a una protesta en la Plaza de Armas, para exigir que las autoridades apresuren su marcha en la investigación de la estafa que planeó y ejecutó la desregulada financiera al mando de Armando Gutiérrez Rosas.

En las primeras protestas realizadas los participantes apenas sumaban 10, 20, 30 personas, según el punto de reunión y la autoridad a la que dirirgían el plantón. Aunque embaucados en el fraude se estima que fueron más de 10 mil, las protestas nunca han sido tan nutridas.

Pero hoy, con redes más consolidadas y objetivos más claros, los afectados pretenden dar una muestra del grupo enorme de víctimas que se ha creado. 

Si bien las más de dos mil denuncias penales formales y las más de 400 demandas civiles no se alcanzarán a ver reflejadas en gente, sí se espera que sean cuando menos cientos los que acudan con la intención de hacerse más visibles.

La protesta surge tras las vagas respuestas que ha dado Aras a través de sus medios oficiales, pero también por la compra de bienes inmuebles que se ha podido conocer y la estrategia de expandirse al paraíso fiscal de Panamá mediante otra denominación.

Ven en esas estrategias jurídicas de Aras muchos riesgos de que las autoridades, ante el panorama más complejo cada vez, los abandonen a su suerte. Motivos para sospechar no les falta si hasta la fecha ni una denuncia se ha judicializado. Será una buena medida de presión la que se espera, pues. 

Sin embargo, deberán las víctimas afinar el tino, dado que por las fechas todo mundo anda de vacaciones, a lo mucho estarán presentes algunos de los diputados que le han entrado a la batalla, aunque ellos como legisladores son los que menos pueden hacer algo.

***

Se construyó un edificio de arquitectura ambiciosa, que sobresale en una explanada de las instalaciones de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UACH, campus Chihuahua.

Tiene dos pisos, y albergará set de televisión y radio, para impartir los talleres de dichas especialidades, en la licenciatura de Comunicación dentro de dicha institución.

El edificio tiene ya un par de años en obra negra, abandonada por la ausencia de previsión de la administración central de rectoría. Los millones de pesos invertidos desafortunadamente permanecen ociosos.

Se construyó el cascarón, pero jamás se liberaron los recursos económicos para instalar el equipo y adecuar las instalaciones para la operación de los talleres.

Antes que equipar dicho elefante blanco, primero se erogaron millones de pesos para el fracasado Nuevo Modelo Educativo, entre ellos dos millones para un plan de marketing vendido como estudio antropológico, que en la práctica fue dinero tirado a la basura; inocultable negocio.

Ahora por fin se ve la luz. Un egresado de dicha institución laborando en empresa internacional de comunicación de grandes vuelos ha conseguido lo que Fierro no pudo nunca facilitar, el equipo para hacer realidad dichos talleres de manera digna.

Se supone que los trámites para concretar la donación ya iniciaron y tendrían que darse los primeros pasos a principios del año que viene.

*** 

Nos mandaron un par de imágenes que serán cada día más comunes en esta y en otras ciudades del país.

Los haitianos que por cientos llegaron han empezado a involucrarse en la vida económica formal. Una de estas posibilidades que se ha abierto es la maquiladora.

En la primera de las imágenes se observa a una persona de esta nacionalidad caminando con una carpeta en la mano, suponemos que lleva una indispensable solicitud Printaform; en la otra foto, un anuncio de vacantes, y la presencia de dos varones más, que suponemos están solicitando empleo.

Les ha dado la Secretaría de Relaciones Exteriores una visa humanitaria que les permite identificarse. Queremos pensar que se han hecho gestiones también con las empresas con el fin de ser flexibles en la contratación.

El detalle es que no han bajado recursos económicos para incentivar en las empresas la contratación y necesaria capacitación para el empleo.

Es esa una pequeña-gran falla, porque deja en las empresas la carga de soportar la curva de aprendizaje en la contratación de migrantes.

*** 

Salvo algún ajuste de cifras, como los que nos tienen acostumbrados en la estadística, el cierre del actual año en materia de Covid superará con creces el 2020.

Habrían ocurrido el año pasado algo así como 45 mil 900 casos, cifra que a la fecha ya se habría rebasado; igual en el caso de los fallecimientos, que están por llegar a contabilizarse casi 4 mil 500 en lo que va del año.

Es decir, con base en los mismos reportes emitidos por la Secretaría de Salud Estatal, al día de ayer, se habrían superado los contagios y las muertes de un año al otro, pese a la vacunación y el conocimiento de la enfermedad.

El dato no es irrelevante de ninguna forma, significa que algo se sigue haciendo mal o cuando menos de manera deficiente en las instituciones de salud públicas y privadas.

Los pacientes siguen llegando tarde a las unidades hospitalarias, el medicamento podría no ser el apropiado ni el procedimiento hospitalario, pese a que existe una guía oficial, emitida por la secretaría federal del ramo y otras muchas expedidas por instituciones como la Organización Mundial de la Salud.

Nos dicen que las guías tienen ciertas diferencias que podrían ser relevantes al momento en que la vida del paciente se encuentra en juego por el nivel agresivo de la enfermedad. 

Una de estas variaciones lo es el uso de Oseltamivir, que para la OMS tiene poca relevancia en la atención, pero que en la guía nacional de tratamiento sigue siendo de obligado uso.

Un medicamento inexistente en un hospital público y que los familiares no puedan comprar, puede ser el que haga la diferencia entre la vida y la muerte.

Ni pensar en un alta voluntaria, aún pese a los riesgos. Un procedimiento en hospital privado puede llegar en un par de semanas a los dos millones o más de pesos. Imposible. Hay impotencia al ver a los seres queridos en esas condiciones.

De ese tamaño el drama del 2020 y el del 2021, y por las vísperas, el 2022, con Ómicron enfrente.

*** 

Un simple “besito” como se le llama en el argot de calle a un toque entre vehículos al estacionarlo, se convirtió en pesadilla para un simple ciudadano.

Se le acusó de choque y fuga, y atropello, y como es de rigor, el vehículo que conducía terminó en el corralón, pese al pago de “mordida”.

El tema originó una recomendación de la Comisión Estatal de Derechos Humanos. No cuidó ni las formas el oficial de vialidad involucrado. Está más que comprobado el abuso de autoridad cometido.

Alteró la hora del supuesto incidente, por sus pistolas llamó a una grúa pese a que el auto se encontraba estacionado de manera adecuada, y elaboró una infracción con los dichos de la supuesta afectada, sin contar el pago de mordida. En el colmo le negaron al supuesto responsable el derecho de pataleo ante el oficial en la cita de conciliación.

El asunto era un pleito de vecinos, pero gracias las influencias de una persona que nos dicen labora en la Fiscalía de la Mujer, terminó costando miles de pesos al infortunado guiador.

Se trata de la recomendación 182/2021, recaída al expediente 445/2019, que es una verdadera historia de colusión y fabricación de un hecho para perjudicar a un individuo cuyo único pecado fue estacionarse mal. El “cariñito” al auto de la vecina le salió caro.