Opinion

Cáncer de mama

.

Teporaca Romero del Hierro

domingo, 03 octubre 2021 | 05:00

A Don Miguel López Azuara, con afecto y cariño. 

“El cáncer de mama tiene cura si lo detectamos a tiempo”.

Octubre rosa, mes para concientizar sobre el cáncer de mama, en 2020 registró más de 2,3 millones de mujeres diagnosticadas, superando el récord histórico, datos de la Organización Mundial de Salud (OMS) lo confirman, es una de las primeras causas de muerte a nivel mundial; en México, es la primera causa de mortandad, Chihuahua entra en el top 10. En últimas fechas, se ha reportado que las más afectadas son aquellas que viven en países desarrollados, resultado de mayor exposición al alcohol, al tabaco, al sobrepeso y al sedentarismo.

Tiene cura si lo detectamos a tiempo, la tasa de supervivencia de un cáncer de mama invasivo no metastásico es del 90%. 

En la región de las Américas, el cáncer de mama es el más común en mujeres y la segunda causa principal de muerte por cáncer en mujeres. Se estima que más de 462 mil mujeres son diagnosticadas y aproximadamente 100 mil mueren por cáncer de mama cada año. De mantener la tendencia, para 2030 aumentará en un 34%.

En países de ingresos altos, los programas de cribado organizado mediante la mamografía han dado lugar a un diagnóstico precoz, que junto con tratamientos eficaces, han reducido los índices de mortalidad por cáncer de mama. 

Durante todo el mes de octubre, instancias gubernamentales, organizaciones de la sociedad civil, pacientes que luchan por superar la enfermedad, médicos, investigador@s, oncólog@s, psicólog@s, trabajador@s sociales, voluntari@s, familiares, amig@s, artistas y deportistas se pintan de rosa, suman esfuerzos para concientizar a través de campañas de prevención, talleres, conferencias y testimonios. El cáncer de mama es una muerte silenciosa, en sus primeras etapas se manifiesta con la aparición de un tumor, el cual no duele, lamentablemente cuando los síntomas se agravan es porque el cáncer está muy avanzado. 

Dicha enfermedad traspasa fronteras, color, ideología, religión, estrato social, tiene incidencia en países desarrollados como en países en vías de desarrollo. La OMS asegura que las estrategias de prevención impulsadas en los países desarrollados han reducido el número de muertes, a diferencia de los países de ingresos bajos y medios como México, donde el diagnóstico del problema se hace en fases muy avanzadas; por ello, se recomienda impulsar estrategias de detección precoz, así como el cribado basado en la exploración clínica de las mamas en zonas de demostración, el cribado mediante mamografía es muy costoso; a estos países se les sugiere que cuenten con infraestructura sanitaria de calidad y recursos suficientes para costear un programa a largo plazo. 

Desgraciadamente sigue prevaleciendo el mito de que realizarse una mastografía puede provocar cáncer de mama por la radiación de los Rayos X, obstaculizando el diagnóstico temprano. Especialistas señalan que en México, el 70% de las mujeres padecen sobrepeso u obesidad, lo que representa un gravísimo problema, en otras partes del mundo no existe un incremento “tan dramático” de obesidad en mujeres, esta condición complica el cáncer de mama. 

Expertos señalan que la carga del cáncer se puede reducir mediante la implementación de estrategias basadas en la evidencia para su prevención, tamizaje, detección temprana, tratamiento y para mejorar el acceso a los cuidados paliativos. Se consideran factores de riesgo: embarazos tardíos, no amamantar, consumo de alcohol y tabaco, vida sedentaria, dietas altas en grasas, harinas procesadas y azucares refinados, sobrepeso, primera menstruación a temprana edad, uso indiscriminado de hormonas femeninas como estrógenos y progesterona para combatir la menopausia por tiempo mayor a 5 años. Se estima que del 30 al 40% de los cánceres se pueden prevenir al reducir la exposición a estos factores de riesgo. 

Datos periodísticos, así como el dicho popular, revelan que la 4T, a través de la Comisión Nacional de Protección Social en Salud, conocida como Seguro Popular, a pocos meses de haber entrado al gobierno canceló la cobertura, quien padece esta enfermedad, seguramente ni vendiendo lo poco que tiene podrá costear la prevención y tratamiento, y lamentablemente el cáncer avanzará, hasta consumir a la paciente. El gobierno ha tratado de desmentir esta versión, por el bien de las mujeres y de sus familias, urge reincorporar a la agenda de salud este apoyo.  

En lo que respecta a los rangos de edad de mayor incidencia, a partir de los 35 años se empiezan a presentar un mayor número de casos, sin embargo, la edad promedio en que las mujeres reportan por primera vez padecimientos relacionados con el cáncer de mama es 45 años. 

El miedo, la vergüenza, la desinformación y la desidia pueden causar la muerte, pueden arrebatarnos de tajo nuestras ilusiones, retos, ganas de vivir y compartir cada momento con nuestr@s hij@s y seres queridos. 

Redoblemos esfuerzos, hombres y mujeres a la par, el objetivo es alentar y alertar a más mujeres para que se practiquen la autoexploración y sus chequeos médicos, todas sin excepción requerimos información, ninguna esta exenta de contraer el padecimiento. ¡Explórate, prevenir está en tus manos! Sumemos Voces.