Opinion

¡Corral y Madero sí son un peligro para Chihuahua!

.

José Díaz López

sábado, 12 septiembre 2020 | 05:00

El estado de Chihuahua está en grave peligro de estancamiento económico, virtud a la guerra política que abrió el gobernador Corral contra el Presidente de la República. Las rayadas de pan, venían llenas de la “vulgar traición”.

No cabe duda de que un político como Corral que va huyendo por la franca derrota de su fallido gobierno, se vuelve más peligroso porque va herido de muerte. 

¡Alguien! del Poder Legislativo y/o Judicial y/o de alguna de las cámaras empresariales con más peso que los ciudadanos, debe reclamarle al gobernador Corral, que se le otorgó el mandato político de la entidad, para buscar el desarrollo económico; y que no se le dio tal poder, para poner en peligro, a cada rato, a todos los chihuahuenses, en aras de favorecer a su amigo Madero. Si fuera fácil, cómo debería ser siempre, revocarle el poder  a quién lo incumpla, ¡ya estaría fuera de la gubernatura y citado a rendir cuentas desde hace tiempo! Pues, está claro que el gobernador Corral, ha incumplido y puesto en peligro en todos los sentidos, al estado de Chihuahua. 

Ya son muchas las violaciones al mandato constitucional que ha hecho. ¡Y ahora más!, Y todo por la avaricia de llevar a Madero a la candidatura más jugosa y a él al CEN del PAN. Pero como decían los romanos: “la avaricia tiene un costo”.

Al conflicto de la Boquilla, lo han alimentado desde Palacio. Todos lo sabemos. 

Las granjas de bots de las redes oficiales, designados oficialmente como “distribuidores de contenido” (el Cambridge analytics del gobernador a todo vapor), aparecen sorpresivamente en todos los chats de whatsapp, revelando una clara prueba del ilegal espionaje político por el gobierno estatal. Y que se pagan transgrediendo la ley con dinero público. 

Los encargados de operar las granjas de bots y “distribuidores de contenido” en que han convertido a los empleados de gobierno estatal y afines, operan a cargo del gobernador, tal y como fueron descubiertos en plena faena ayer por el Diario de Chihuahua.   

Esos bots al mando del gobernador, son los que han puesto en peligro el orden y la paz social que debería resguardar el mismo gobernador. Pero él es el primero en violentar el orden y la paz del Estado. Lo percibimos desde diciembre, agitando a través de sus diputados el caos y la destrucción en la región centro-sur por “el agua de la Boquilla”. Cuando en realidad es al asalto más violento hasta ahora, para seguir en la gubernatura. 

Bien pensadas las cosas: ¡Corral quiere reelegirse a través de Madero!   

El gobernador ya destrozó la regla de oro de la civilidad que, para bien de todos debe existir entre un Gobernador y el Presidente de la República, pues de ese “buen trato civilizado” provienen los apoyos federales, vitales  para el desarrollo económico de la entidad. Por la imprudencia y abierto mal trato a la institución presidencial, si no ha perdido, cuando menos ya nos “complicó”, mucho más de lo que ya está, la llegada de apoyos de la federación para sacar adelante a la entidad en todos los temas de nuestras vidas.  

Pero el gobernador se complicó todo, en la ejecución de todos sus planes de obras públicas y la obtención de préstamos a corto plazo.  

Queremos ver quién de los altos funcionarios federales encargados de hacer llegar el dinero para las obras que están en desarrollo por el gobernador, se va a “animar” a darle el dinero pronto y “cuchareado” para ayudarlo a salir adelante en sus propósitos de pelearse con el presidente… y reelegirse, en la candidatura de Madero. 

Vamos cayendo en un más profundo atraso en el desarrollo económico de la entidad, (más del que ya caímos), al ponerse a pelear  irresponsablemente contra el Presidente de la República, no solamente por los graves daños económicos que ha traído a todo Chihuahua; sino también para su grupo de diputados y presidentes municipales ¡muy peligrosos para Chihuahua!, y para él mismo, púes ya están siendo investigados penalmente sus acciones delictuosas y sus cuentas bancarias, “hasta el fondo”, como lo ordenó el Presidente. 

¡¿Y ahora con qué cara, va Fuentes Vélez a tocar la puerta del gobierno federal, a pedirle dinero para los aguinaldos y  las obras públicas pendientes en Chihuahua?! 

¡Qué terrible error fue agarrar pleito personal con la institución presidencial y con el Ejército y con la Guardia Nacional! 

¿Tendrá tanto dinero el gobernador, como para pagar los salarios y los aguinaldos a la burocracia y a sus “distribuidores de contenido” que están en Palacio?... ¡y para sus caprichosas obras públicas!

En un mes más o menos,  llegará “El Buen Fin” y ahí tienen que adelantar el pago de aguinaldos a los empleados estatales. 

Muy pronto la realidad pondrá en su lugar a todos. Y  veremos si el gobernador es el “estratega genial” capaz de reelegirse con otro nombre…   o es un peligrosísimo capitán del barco para Chihuahua. 

Y pese a la peligrosa circunstancia en la que él ha puesto a la entidad, las cámaras empresariales… guardan ominoso silencio.