Opinion

País a la deriva

.

Javier Realyvázquez

domingo, 07 febrero 2021 | 05:00

Los candidatos de MORENA a los distintos puestos de elección popular no tendrán una campaña sencilla por lo que será muy interesante ver cómo realizarán y serán sus propuestas de campaña.

Los tres temas más importantes siguen siendo economía, inseguridad y salud a 120 días de las elecciones y no se ve por donde se puedan mejorar las condiciones tan desastrosas que está viviendo México.

En economía, significa que hoy el 44.5% de la población no puede adquirir la canasta alimentaria con su ingreso laboral.

La situación de crisis económica generó, por ejemplo, que en el 2020 se registrará un récord de retiros por desempleo por el orden de los 20 mil millones de pesos de las Afores, debido a los despidos y la parálisis por la pandemia, principalmente.

Los retiros representaron en términos reales, un incremento promedio del 61.3%, ya que durante el 2019 fue de 6 mil 633 mil millones de pesos, según datos de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar).

En cuanto a la inversión privada se desplomó 33.2%, lo cual representa la peor caída en 25 años según datos del INEGI, donde lo peor de todo es que, aunque siguen atribuyendo a la pandemia las causas, ya vamos por el quinto trimestre consecutivo en descenso.

Siguen espantando las inversiones y para muestra ahí está el sector eléctrico, donde según el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), de avanzar las reformas que pretende el gobierno federal terminarán paralizando la inversión privada.

De lograrse los cambios y la preponderancia de mercado que pretenden darle los órganos reguladores a la CFE, provocará impactos en el sector y no solo pérdidas en inversiones, habrá energía eléctrica más costosa e incumplimiento del país a los tratados comerciales internacionales entre otros.

Es claro el desprecio a la iniciativa privada, ya que actualmente la CRE tiene congelados 140 trámites de empresas con centrales de energía listas para arrancar y que en conjunto representan una capacidad de generación de energía de 22 mil 542 megawatts.

La Inversión Extranjera Directa, según la Secretaría de Economía también cayó, ya que aun y cuando ingresaron al país 23 mil 482 millones de dólares durante el periodo enero-septiembre de 2020, esto representó un desplome de 9.9 por ciento en comparación del mismo lapso del año anterior.

PEMEX igual anda por las mismas con una producción de crudo estancada y sin poder cumplir con las metas programadas en lo que va de la actual gestión.

Tan mal se han visto que hasta lo que dijeron combatir se incrementó y nos referimos a la corrupción como lo señala la Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental (ENCIG).

Por ejemplo, criticaron mucho el tema de las asignaciones directas, pero en el primer año de AMLO le ganaron con un 38.9% en relación al último año de Peña Nieto que tuvo un 34.9%.

En el tema de inseguridad van más de 48 mil 900 homicidios dolosos en 21 meses de la actual gestión cuando, por ejemplo, con Enrique Peña Nieto hubo 29,063 y con Calderón en un mismo lapso la cifra fue de 18 mil 452.

La crisis de inseguridad de plano no se entiende, porque se incrementó el número de militares ya que en esta administración andan en las calles 71 mil 822 militares, cuando con Peña Nieto eran poco más de 34 mil efectivos.

En cuanto al tema de salud, con una terrible suma de más de 165 mil muertes, más de 2 millones de casos, 13 estados de la república en semáforo rojo y la aplicación de la vacuna a cuenta gotas.

Faltan ocho quincenas -dirían los políticos- para los comicios ya que el próximo 6 de Junio de 2021 se llevarán a cabo las elecciones más grandes de la historia en México.

Será muy interesante ver las campañas de los candidatos a diputaciones locales, alcaldías, diputaciones federales, pero sobre todo de gobernador y en especial a los candidatos de MORENA, ya que no más no se ve por donde vayan a componer las cosas que pueda ayudarles en simpatías a sus abanderados.

Mientras, el país lejos de ir mejorando, lo están empobreciendo a más no poder.