Salud

Mantenerse hidratado es clave para el bienestar

El cuerpo, al estar compuesto aproximadamente por un 60 % de agua, requiere una óptima hidratación

Agencias

viernes, 13 enero 2023 | 07:44

Ciudad de México.- Cuando se trata de salud, una de las principales recomendaciones es mantenerse hidratado. El cuerpo, al estar compuesto aproximadamente por un 60 % de agua, requiere una óptima hidratación para desempeñar de forma correcta gran parte de sus funciones. De hecho, esto se vincula a una mejor calidad de vida y a la longevidad.

La relación entre un óptimo estado de hidratación y el control de los niveles séricos de sodio requiere más investigación. De cualquier modo, lo cierto es que la ingesta de agua y bebidas saludables sí interviene en distintos marcadores de salud.

Como lo recopilan los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), el agua interviene en variadas funciones: lubricación de las articulaciones, regulación de la temperatura corporal, protección de la médula espinal y otros tejidos sensibles y eliminación de desechos a través de la micción, la transpiración y las deposiciones.

¿Cuánta agua hay que beber al día?

Hasta la fecha se discute cuál es la cantidad óptima de agua que debe ingerir una persona. Por mucho tiempo, se estableció que la ingesta de 8 vasos de agua al día, todas las jornadas, era lo adecuado para asegurar la hidratación del organismo. Sin embargo, esta medida ha cambiado con el paso de los años. En este sentido, entidades como la Academia Nacional de Medicina sugieren una ingesta de alrededor de 2,7 litros de líquidos para las mujeres y 3,7 litros para los hombres. Esta recomendación abarca desde el consumo de agua hasta líquidos obtenidos de vegetales, frutas, sopas, tés, entre otras bebidas saludables. Como sea, es necesario considerar que la cantidad adecuada de líquidos no es igual para todos. Esto puede variar de acuerdo a la edad, el sexo, el estado de embarazo o de lactancia, la composición corporal, el nivel de actividad física y el estilo de vida. Incluso, hay que tener en cuenta el clima o la temperatura del entorno.

Mantenerse hidratado mejora la calidad de vida

Por ahora, varias hipótesis sugieren que mantenerse hidratado puede incidir en la prevención del envejecimiento prematuro, la disminución de la mortalidad y la prevención de enfermedades crónicas. El estudio más reciente da a entender que esto se debe a que puede ayudar a regular los niveles séricos de sodio, cuyos valores altos se vinculan a un deterioro de la salud. Y aunque hacen falta más evidencias para corroborar esta relación, lo que está claro es que la ingesta diaria de líquidos es fundamental para cuidar la salud en general.