PUBLICIDAD

Salud

Tras 30 años en silencio IA podría restaurar su habla

La tecnología convirtió las señales de su cerebro en lenguaje escrito y vocal

The New York Times / Los científicos reportaron un notable avance para ayudarla a ella y a otros pacientes con condiciones similares

The New York Times

miércoles, 23 agosto 2023 | 18:27

Estados Unidos.- En la recepción de bodas de Ann Johnson hace 20 años, su don del habla era vívidamente evidente. En un brindis entusiasta que duró 15 minutos, bromeó diciendo que logró casarse y se preguntaba si en el programa de la ceremonia debería de haber dicho “flutista” o “flautista” y reconoció que estaba acaparando el micrófono.

Justo dos años después, Johnson --- que en ese momento era una maestra de 30 años, entrenadora de voleibol y madre de un bebé --- tuvo un accidente cerebral que la dejó paralizada y sin poder hablar.

Este miércoles, los científicos reportaron un notable avance para ayudarla a ella y a otros pacientes a hablar nuevamente. En un hito de la Neurociencia y de la Inteligencia Artificial, le implantaron electrodos que decodifican las señales del cerebro de Johnson mientras está tratando en silencio de decir algunas frases.

La tecnología convirtió las señales de su cerebro en lenguaje escrito y vocal y permitió que un avatar en la pantalla de una computadora pronuncie las palabras y pueda sonreír, mover los labios y otras expresiones.

La investigación, que fue publicada en la revista Nature, muestra la primera vez que el pronunciamiento de palabras y expresiones faciales han sido sintetizadas directamente las señales del cerebro, dicen los expertos.

Johnson escogió el avatar, un rostro que se parece al de ella, los investigadores utilizaron su brindis de bodas para desarrollar la voz del avatar.

“Estamos tratando de restaurar como son las personas”, comentó el líder del equipo, el Dr. Edward Chang, presidente de Cirugía Neurológica de la Universidad de California en San Francisco.

“Eso me hace sentir que nuevamente estoy completa como persona”, me escribió Johnson, quien actualmente tiene 48 años.

El objetivo es ayudar a las personas que no pueden hablar debido a apoplejías o enfermedades como parálisis cerebral y esclerosis amiotrópica lateral.

Para que funcione, el implante de Johnson debe estar conectado con un cable de su cabeza a la computadora, aunque su equipo y otros están desarrollando versiones inalámbricas.

Eventualmente, los investigadores esperan que las personas que han perdido el habla puedan conversar en tiempo real a través de fotos computarizadas de ellas mismas que expresan el tono, inflexión y emociones como alegría o enojo.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD